¿Cómo funcionan las vacunas y por qué debemos vacunar a nuestros hijos?

Sabemos que en la actualidad existen diversas dudas sobre el por qué debo vacunar a mi hijo o cómo saber si las vacunas son realmente seguras. Hoy, quiero hablarte sobre cómo las vacunas son una de las herramientas más seguras y eficaces para asegurar la salud y el futuro de tus niños. Hoy recordaremos cuales son los motivos para vacunar a tus niños y por supuesto, te explicaremos cómo funcionan y qué tan seguras realmente son.

¿Cómo hacen su efecto o cómo actúan las vacunas?

Las vacunas son pequeñas cantidades de microorganismos inactivados o debilitados que tienen la capacidad de “engañar” al sistema inmunológico del bebé o niño, haciéndole creer que está sufriendo de esa infección, por lo que obliga al cuerpo a defenderse creando anticuerpos en contra, lo que genera que si en un futuro el niño o bebé realmente se enferma con esta infección ya su sistema inmune lo va a reconocer y va a actuar rápidamente en contra de la infección.

Las vacunas son prácticamente 100% seguras, de hecho, existe un instituto a nivel mundial que se encarga de evaluar que cada vacuna que sale al mercado sea segura y efectiva.  Por supuesto existen efectos secundarios pero suelen ser muy leves: enrojecimiento y dolor en el lugar de la inyección, fiebre o dolores musculares, en la mayoría de los casos.

Entonces, en concreto. A continuación te enumeraré una serie de motivos por los que debemos vacunar a nuestros niños:

  1. ¡Las vacunas protegen la vida de tus hijos!: Tan solo un pequeño pinchazo puede asegurarle la vida a un niño; ya que generan los anticuerpos necesarios para combatir enfermedades tan peligrosas como la poliomielitis, el sarampión o la meningitis.
  2. ¡La inmunizaciones/vacunas protegen a los niños de otras personas y a todos los adultos de la casa! Vacunar a sus hijos no solo protege a su familia, sino que además ayuda a prevenir la transmisión de estas enfermedades a sus amigos y seres queridos. De hecho, existen casos que demuestran que la amplia suministración de vacunas puede erradicar una enfermedad como la viruela, que llegó a generar más de 300millones de muertes en el mundo. Sin embargo; cabe destacar que si no se completa el esquema de vacunación (con todas las dosis y refuerzos necesarios), la enfermedad podría reaparecer donde ya se ha erradicado. ¡No permitas que retrocedamos en este magno avance y vacuna por completo a tus hijos!
  3. La vacunación disminuye la deserción escolar o las faltas al colegio: Si su hijo se infecta con una enfermedad prevenible por vacunas, es posible que deba faltar a la escuela o a la guardería por varios días o varias semanas, esto genera que los padres deban perder tiempo de trabajo para atender a sus hijos lo que puede generar un problema económico en la familia. Además estas enfermedades prevenibles por vacunas pueden causar discapacidades de por vida que generan gastos médicos elevados a largo plazo.

Recuerda siempre que los beneficios de vacunar a tus hijos superan cualquier mínimo efecto adverso descrito. Así que, dicho todo esto, ¡no dudes más y anímate a vacunar a tus niños!

Regístrate Aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *