Salud, nuevas tecnologías y su marco legal

La llegada de las nuevas tecnologías y la aplicación de la atención sanitaria de forma remota, sin duda abre un debate sobre el uso de una nueva forma de gestión de la salud tanto en el ámbito público o privado. El modelo de gestión de la salud tanto pública como privada cambió con el uso de las nuevas tecnologías y la globalización. No es un secreto que la profesión de la medicina ha mutado para intentar prestar un servicio más óptimo e inmediato. Con nuevas formas de practicar la medicina surgen el debate político sobre si el marco jurídico de las naciones está acorde con dichos cambios de la forma como se ejerce la salud en estos días, en especial de forma remota, gracias apps para tabletas o móviles.

Es por ello la necesidad de analizar, desde el punto de vista del derecho, la utilidad de la telemedicina, toda vez que la globalización trae consigo cambios en las realidades jurídicas, las cuales implican la realización de modificaciones en las resoluciones y normas que velan por la salud del ser humano.

No en balde naciones como Colombia buscan modernizar su marco jurídico en pro de la protección del paciente ante un nuevo escenario de la atención médica, ya que con la eSalud la ley debe estar enfocada desde el punto de vista del internet, las comunicaciones y la praxis médica.

Es decir, al detallar los efectos civiles y penales de la telemedicina en cualquier país, sus avances y retrocesos, se logra un progreso significativo entre aquellos que ven en esta nueva alternativa una salida a sus problemas sanitarios de salud y de distancia.

Es así como en el contexto internacional, las leyes telemédicas han evolucionado en mayor medida en Francia y España; no obstante, en países como Colombia la legislación es escasa, inclusive los médicos son breves en sus comunicaciones al referirse a las consecuencias civiles y penales de su práctica.

Por ello es importante que la clase política de las naciones, en especial en Latinoamérica se presten a diseñar, formular y ejecutar un nuevo marco legal más acorde a estos tiempos modernos donde una persona puede ser atendido en la comodidad de su hogar a la velocidad de una buena conexión de red.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *