Cibersalud y Telemedicina , una herramienta fundamental para la medicina actual.

No son conceptos nuevos. Desde los años 60 con la aparición de los primeros servicios de salud a distancia se tiene conocimiento de esta práctica , claro, de manera muy limitada en ese momento, posteriormente con la presencia de la revolución tecnológica en los 90’s empieza a tener más auge, especialmente en la Unión Europea y Estados Unidos, y posteriormente en el año 2000 la OMS , dentro de múltiples documentos que ha publicado apoyando la aplicación de la esfera de la salud digital, pública en conjunto con la OPS un manual de “e-Salud  en Latinoamérica y el caribe, tendencias y temas emergentes “ y en 2019 crean el departamento de salud digital.

La OPS define a la e-salud o cibersalud como el uso costo-eficaz y seguro de las tecnologías de la información y de las comunicaciones (TIC) en la Salud y los ámbitos relacionados con ella como son servicios  de  atención,  vigilancia  y  documentación sanitarias,  educación,  conocimientos  e  investigaciones  en materia  de  salud.(1)

La telemedicina definida como la utilización de redes de comunicación para proveer de servicios de cuidados a la salud y/o  educación  médica desde  un punto geográfico a otro donde la distancia es un factor crítico(2), es entonces una rama de la cibersalud, que hoy en día ha tenido un resurgimiento exponencial y aparentemente llegó para quedarse.

Probablemente aún existan muchos trabajadores de salud como tú, o como yo , a quienes nos hablaron poco o nada sobre estos conceptos. Sin embargo, desde nuestra formación médica en la facultad de medicina, una frase que diariamente se nos repetía era “MANTENTE ACTUALIZADO” . 

Esta frase que aplica tanto en el ámbito de la información, como en el ámbito de la atención que le damos a nuestros pacientes, y hoy en día con el uso de teléfonos móviles, tabletas electrónicas y computadoras portátiles que ya se han vuelto un accesorio indispensable en la vida del ser humano, se vuelve más fácil para nosotros estar conectados con nuestros pacientes para brindarles esta atención de calidad que juramos al culminar nuestra preparación.

Existen muchos colegas que han entendido este concepto y lo han aprovechado al máximo, desde consultas de seguimiento por videollamada, revisión de exámenes clínicos e interpretación a distancia, prescripción de medicamentos con el uso de la receta electrónica, hasta la referencia a clínicas especializadas de rehabilitación o de imagen y realización de cirugías a distancia con el uso de equipo robotizado de cirugía.  

La puerta que se abre al mundo de la cibersalud nos provee a nosotros como médicos la facilidad de estar al alcance de nuestro paciente básicamente en un click, una situación que es fundamental en padecimientos en los que el seguimiento estrecho es indispensable. 

La teleconsulta contribuye a que se conozca y mejore la coordinación entre diferentes niveles asistenciales, evitando derivaciones innecesarias a consulta presencial, mejorando la accesibilidad del paciente y descongestionando los servicios hospitalarios.

Existen  varias oportunidades en  las  TIC  como  son  el diagnóstico  (teleespirometría,  telerradiología),  monitorización (telemonitoreo de signos vitales), apoyo en la toma de decisiones  (teleconferencias,  llamadas  de  segunda  opinión  especializada),  educación  (telementoría,  teleevaluación),  así  como de  atención  (teleconsulta,  teleterapia,  telerrehabilitación)(2,3)

  • En Neumologia por ejemplo, se ha empleado en  diferentes  condiciones  respiratorias como enfermedad  pulmonar  obstructiva crónica  (EPOC),  asma,  insuficiencia  respiratoria  crónica, enfermedades  neuromusculares,  ventilación  domiciliaria, rehabilitación  pulmonar,  apnea  del  sueño.
  • En Medicina del dolor para la gestión de dolor en pacientes con dolor crónico , priorización de pacientes con dolor oncologico o neuropstico al enviarlos a procedimientos intervencionistas.(4)
  • En gastroenterología para seguimiento de múltiples patologías, entre ellas la Enfermedad inflamatoria intestinal. 
  • En cirugía para seguimiento postoperatorio, consulta pre-quirugica  entre otros.

Esto por mencionar algunos usos, sin embargo como lo hemos platicado a lo largo del articulo son múltiples los campos en los que podemos emplear esta herramienta que hoy en día se vuelve indispensable para nuestro desarrollo profesional.

Wortix es la plataforma ideal para que empieces a usar todas las herramientas que te brinda la telemedicina, te invito a conocerla! Solo da click en el siguiente enlace, regístrate y empieza a disfrutar de los beneficios que tiene para ti y tus pacientes.

La puerta que se abre al mundo de la cibersalud nos provee a nosotros como médicos la facilidad de estar al alcance de nuestro paciente básicamente en un click, una situación que es fundamental en padecimientos en los que el seguimiento estrecho es indispensable. 

La teleconsulta contribuye a que se conozca y mejore la coordinación entre diferentes niveles asistenciales, evitando derivaciones innecesarias a consulta presencial, mejorando la accesibilidad del paciente y descongestionando los servicios hospitalarios.

Existen  varias oportunidades en  las  TIC  como  son  el diagnóstico  (teleespirometría,  telerradiología),  monitorización (telemonitoreo de signos vitales), apoyo en la toma de decisiones  (teleconferencias,  llamadas  de  segunda  opinión  especializada),  educación  (telementoría,  teleevaluación),  así  como de  atención  (teleconsulta,  teleterapia,  telerrehabilitación)(2,3)

  • En Neumologia por ejemplo, se ha empleado en  diferentes  condiciones  respiratorias como enfermedad  pulmonar  obstructiva crónica  (EPOC),  asma,  insuficiencia  respiratoria  crónica, enfermedades  neuromusculares,  ventilación  domiciliaria, rehabilitación  pulmonar,  apnea  del  sueño.
  • En Medicina del dolor para la gestión de dolor en pacientes con dolor crónico , priorización de pacientes con dolor oncologico o neuropstico al enviarlos a procedimientos intervencionistas.(4)
  • En gastroenterología para seguimiento de múltiples patologías, entre ellas la Enfermedad inflamatoria intestinal. 
  • En cirugía para seguimiento postoperatorio, consulta pre-quirugica  entre otros.

Esto por mencionar algunos usos, sin embargo como lo hemos platicado a lo largo del articulo son múltiples los campos en los que podemos emplear esta herramienta que hoy en día se vuelve indispensable para nuestro desarrollo profesional.

Wortix es la plataforma ideal para que empieces a usar todas las herramientas que te brinda la telemedicina, te invito a conocerla! Solo da click en el siguiente enlace, regístrate y empieza a disfrutar de los beneficios que tiene para ti y tus pacientes.

 

Fuentes:

  1. e-Salud  en Latinoamérica y el caribe, tendencias y temas emergentes
  2. Utilidad de la telemedicina en las enfermedades respiratorias. Neumol Cir Torax. 2020; 79 (1): 12-16. https://www.medigraphic.com/pdfs/neumo/nt-2020/nt201c.pdf
  3. Monitoring and Evaluating Digital Health Interventions A practical guide to conducting research and assessment. https://apps.who.int/iris/bitstream/handle/10665/252183/9789241511766-eng.pdf;jsessionid=B7457633E61BAB49A91CF9939267525B?sequence=1

Telemedicina, una nueva herramienta para la gestión del dolor. Resultados de su implementación en una estructura organizativa de gestión integral (EOXI) . Rev. Soc. Esp. del Dolor, Vol. 27, N.º 2, Marzo-Abril 2020. http://scielo.isciii.es/pdf/dolor/v27n2/1134-8046-dolor-27-02-00097.pdf

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *